¿Qué es la Elastina?

Es una proteína que compone el tejido conjuntivo de la dermis. Tiene propiedades elásticas que hacen que el tejido pueda estirarse y regresar a su estado original sin sufrir daños y manteniendo la estructura de la piel.

Trabaja de la mano del colágeno creando una especie de malla donde su función principal es sostener y mantener las fibras de colágeno en su lugar. Cuando las fibras de elastina se rompen causan lesiones llamadas estrías o arrugas, entre otras.

La vida media de la elastina es de 70 años y, a diferencia de otras proteínas, no se renueva. Es importante mantener su estructura a lo largo de la vida. Es por ello que en los momentos críticos donde más se pierde elastina son:

  • Durante la pubertad
  • El embarazo
  • Durante cambios bruscos de peso.

¿Por qué es importante la elastina para el cuerpo humano?

Además de sostener y mantener las fibras de colágeno, aporta humectación, flexibilidad y evita la flacidez en la piel.

Esta proteína también esta presente en el sistema óseo, pulmones, arterias, tendones piel y ligamentos. Siendo parte de los tejidos conjuntivos.

También es muy importante en el proceso de envejecimiento. La falta de elastina hace que la piel pierda la elasticidad.

Cómo reactivar la elastina de forma no invasiva

En la actualidad existen diferentes formas de reactivar la elastina de forma no invasiva logrando efecto al instante y naturales.

Te hablaremos de dos alternativas

1. La Radiofrecuencia: Este tratamiento usa el estímulo del calor subiendo la temperatura de la piel hasta los 41 ° c. Haciendo que las fibras de colágeno y elastina se contraigan creando nuevas y fortaleciendo las fibras existentes.​

2. El HIFU: «Ultrasonido Focalizado de Alta Intensidad». También llamado linfintg facial sin cirugía. Es un tratamiento estético no invasivo que sube la temperatura a 75°c en la zona a tratar. Creando un estímulo para mantener y crear nuevas fibras de colágeno. Atenúa arrugas líneas de expresión y mejora la apariencia.

Los tres principales enemigos de la elastina

A continuación, te enumeraremos los tres principales enemigos de la Elastina:

Enemigo # 1 El sol

Exponer al sol la piel de forma prolongada y sin protección. Desencadena una alteración de la estructura de las fibras de elastina y colágeno. Haciendo que pierdan sus propiedades elásticas y de sostén. Dando como resultado una piel opaca y muy deshidratada.

el sol, enemigo de la elastinaLos rayos UVB son los que causan mayor impacto en la dermis. Es decir que son los principales causantes de que le elastina y el colágeno pierdan su estructura. Esto hace que los signos del envejecimiento se presenten de formas más inmediata. Es importante proteger la piel con protector solar, de esta forma disminuiremos los efectos del sol sobre la piel.

Es recomendable no exponerse por tiempo prolongado al sol.  De esta forma se evitará el envejecimiento prematuro y prevenir el cáncer de piel.

Enemigo # 2 Una mala alimentación

Una dieta equilibrada. Hará que el cuerpo funcione de forma correcta mejorando la apariencia de la piel.

mala alimentación, enemigo de la elastina

Una mala alimentación hará que la apariencia de la piel sea opaca y con aspecto más envejecido.

El cuerpo humano necesita ser alimentado de forma que se suplan las necesidades fisiológicas, para que todo funcione de forma correcta.
Para que la elastina se mantenga y no se pierda por llevar una mala alimentación. Es importante incluir en la Dieta:

  • Carne vacuna
  •  Carne porcina
  •  Soja
  •  Hortalizas de hojas verdes
  •  Mariscos
  •  Frutas como es le mando la zanahoria entre otras
  •  Alimentos con Zinc (arroz, huevo, cereales entre otros)

Enemigo #3 Deshidratación​

deshidratación, enemigo de la elastina
Es importante mantenerse hidratado. Porque la piel es un órgano metabólicamente activo, que requiere unos niveles de agua constantes para su correcto funcionamiento.

La elastina se beneficia de una correcta hidratación manteniendo mejor la estructura junto con el colágeno. Brindando una apariencia saludable y evitando los estragos del tiempo en la piel.

Es importante beber agua dependiendo de las necesidades de cada persona. Lo ideal seria tomar una media de 8 vasos de agua al día. Con esto logramos que se mantengan el nivel del agua y las minerales en nuestro organismo.