El retinol es bueno para la piel, se conoce como la fuente de la eterna juventud. Es un derivado de la Vitamina A . Esta vitamina es la responsable de muchas funciones en el cuerpo humano como del mantenimiento de los tejidos blandos, dientes y huesos. También, es la responsable de la salud ocular, la apariencia de la piel y su desarrollo celular.

¿Qué es el RETINOL?

El retinol es la forma activa de la Vitamina A. Destaca que tiene propiedades para prevenir el envejecimiento activando la síntesis de colágeno, la producción de elastina y ácido hialurónico.
Estos efectos se traducen en una piel más sana, hidratada, firme y luminosa. También proporciona otros beneficios como: atenuar manchas y líneas de expresión, suavizar cicatrices y disminuir el tamaño de los poros.
Por todas sus propiedades es uno de los compuestos más usados en los productos de belleza de cuidado facial y anti-edad.

Como incluirlo en la rutina de cuidad facial:

La rutinización es el periodo de tiempo en el que la piel se acostumbra al retinol. Con ello, proporciona un efecto lento pero seguro.
El uso del retinol debe ser progresivo, de esta forma la piel no tendrá daños. La esteticista Marta García recomienda aplicarlo de la siguiente manera: Dos días durante la primera semana de uso, tres durante la segunda y tercera, y día sí, día no, la cuarta semana.
Siempre utilizar el protector solar. Así, se evita que la piel se manche y se protege de los rayos UV.
Se recomienda usarlo a partir de los 35 años, dependiendo de lo que se quiera lograr. Ya que este compuesto también es usado para tratamientos de acné y rosácea.

 

Modo de aplicación

Retinol, modo de aplicación

Como todos los productos de cuidado de la piel es importante limpiar la cara de las impurezas antes de aplicarlo. Recuerda que es muy importante la concentración y el tipo de piel, para evitar los efectos secundarios.
Se recomienda que se utilice en la rutina de cuidado facial de la noche. De este modo, se evita que el retinol pierda sus propiedades ya que es fotosensible.

Verano y Retinol:

Durante el verano se está muy expuestos al sol, es importante no pausar la rutina de cuidado
facial. Por eso, te contamos algunos tips para mantener el tratamiento:
  1. Usar una concentración de retinol más baja, que en los meses de menos sol.
  2. Alternar la aplicación día de por medio/espaciar a más si es necesario.
  3. En la mañana retira bien los excedentes del retinol.
  4. Usar protector solar SPF 50 o superior.
No es recomendable iniciar el tratamiento en la época de verano.

Salud de la Piel:

El retinol, por su peso molecular tan bajo, actúa desde la capa más profunda de la piel hacia afuera. Este efecto es beneficioso para la salud de la piel, mejorando el proceso de renovación celular. Con ello, la piel muerta se elimina de forma más eficaz y rápida, luciendo más radiante y suave.

retinol, el aliado perfecto a tratamientos

El aliado perfecto para Tratamientos estético de rejuvenecimiento y cuidado facial:

Los tratamientos de rejuvenecimiento facial tienen mejores resultados sin son combinados con una rutina de cuidado facial. Aquí el Retinol tiene un papel muy importante ya que ayudará a potenciar los resultados y a mantenerlos en el tiempo.
Algunos de estos tratamientos son HIFU y radiofrecuencia. Ambos tienen el efecto de regenerar colágeno y elastina, lo mismo lo hace de forma natural el retinol. Si se combinan el resultado será más rápido.